Proyecto Patrimonio - 2014 | index | Omar Pérez Santiago | Autores |

 

 


 

 

 


 

 

Esperando que germine un aromo desde la calavera de Teillier

Por Omar Pérez Santiago

Presentación de Paralogismos de la Sombra sin Mundo de Fabián Burgos.
Los Perros Románticos, Junio, 2014.





.. .. .. .. .. .

Yo quiero alertarlos de entrada. Pues si uno no va alertado a la lectura de este libro, uno puede morir; uno puede morir  por sobredosis de cultura.

No quiero repetirme. Ya se ha dicho que detrás de este libro están las vanguardias, la neo vanguardia o la posvanguardia, da lo mismo. Como los vanguardistas hay aquí un deseo de hacer un libro-poema con el uso de sus variadas técnicas, hábilmente usados aquí.

Fabián Burgos no es sólo poeta, se dedica a enseñar filosofía. Y eso se nota. Fabián Burgos nos trae ventaja, al traer la vieja disputa platónica de la poesía con la filosofía. Nos lleva ventaja, por lo menos a los como yo, que se ubican de la vereda de la literatura y no de la filosofía. Mucho se ha hablado de los orígenes y de los horizontes que comparten la poesía y la filosofía. Según Platón,  la poesía sería más imitativa que la filosofía, y la filosofía  estaría más cerca de la verdad. Platón expulsó de la ciudad a los poetas considerados imitativos y que deformaban las raíces de la cultura y de la verdad. La poesía quedó errante, rebelde, e inconveniente, por siglos. Por cierto. Pero es cierto también que, desde el griego hasta aquí, los filósofos no han gobernado  ninguna república.

El libro de Fabián Burgos  es un libro vibrante y delirante que trata  sobre la verdad, tema que sería de gusto del señor Platón y muy de gusto  de los poetas filósofos. La verdad en contra de la engañifa, en contra vidas aparentes. La impostura de una ficción de autosuficiencia, de un pagado de sí mismo, de un ser que ve desde el exterior o desde arriba.

Este libro toma  parte pues de una cruzada desesperada y sangrante que dieron poetas a través de la historia por  la verdad, para acercarnos, por un momento al menos, por segundo, una fracción, a aquello que verdaderamente somos.

Una sombra atraviesa sin complejos todas las páginas de su libro, una sombra siempre desencajada. Siempre en disputa con  algo que no cuadra, algún hueco por vaciar, algún agujero abierto, algo que no funciona. No hay reposo para la sombra. No hay tampoco lugar de llegada. La sombra es  un no-lugar, una dislocación, un vacío en una costra monstruosa y hambrienta.

El  desencaje son dos cosas: la soledad  y la mierda.  Es una verdad, por tanto, que duele y que huele mal. “La Sombra sin Mundo es el excremento”. La sombra destapa  la vileza, la bajeza y la crueldad. Y eso es lo que hace Fabián al destapar nuestras vergüenzas. Porque nosotros también sangramos.

“tú también te perdiste entre esta gente.” 

Y nos pone ante el escándalo de descubrir nuestra propia esclavitud y nuestras propias miserias disfrazadas de bonhomía, de nuestra vida protocolar, de la charlatanería latinoamericana.

Fabián Burgos no quiere que las fronteras  entre la verdad y la mentira sean vagas.  Por eso puedo decir de Fabián, que él es un moralista. Busca la verdad destripada, lanza una “puñalada al aire buscando un universo”, a  este circuito miserable, este chiquero nacional, la cultura patriótica militar, la cultura de almas en penas.

¿Hay elección? “Cómo hacerlo cuando ya ni siquiera existen ni muñones para dejar una marca en el barro.”

Al final, incluso Fabián le da una vuelta a la cosa en esta vida de mierda. Incluso Fabián busca una salida y un abrazo.

 Incluso Fabián tiene necesidad de calor en el mar de mierda.

La poesía, esa sociedad paralela e infiltrada, expulsada de la ciudad por Platón, asume nuestra vida en común .Somos todos unos desaparicienses, una sombra

“Destejeré
            el
   canto
     de
                la
                  época
 gritándoles al oído con un lenguaje rarísimo
                         que devuelva a la tribu en forma de palabra”

La tribu. Ven. Aquí aparece de pronto la palabra tribu en el poema. Para buscar la verdad, hay que tener tribu, romper  la burbuja individual. Los desparicienses llegan a la conclusión que ya no hay una gestión individual de los riesgos. La sombra nos  ha devuelto la experiencia directa de la vulnerabilidad y de la precariedad de la vida.

Fabián encuentra una luz neoplatónica, una chispa de  un redescubrimiento de la interdependencia, de que no nos salvaremos solos en esta sociedad. Podemos intentar construir una vida en  común.

La actual filosofía neoplatónica, una cierta filosofía de la ciudadanía,  postula que ya vivimos en un mundo común e interdependiente.

La Araucanía, La Pampa, Los Andes, Las Torres del Paine, Otrora MachuPichu, Tenochtitlán, las riveras del Nilo, la Babilonia.

Ahora, ahora mundo…

Ya estamos enlazados. Ya vivimos en esas relaciones de dependencia.

“huesos sobre huesos frotándose.”

Huesos sobre huesos frotándose que desplazan a larga los antiguos  imaginarios y busca otras maneras de vivir. Optar por una dignidad en una sociedad paralela y a la vez infiltrada, que va creciendo, que se va mudando sus condiciones de vida, en lo invisible, lo cotidiano. Salto ético y político que nos permitiría ser de otra manera. El desafío es ver que la cultura tampoco queda  ilesa, que deja su estampa y su pisada, y que lo que hagamos a nivel cultural nos hace ser quien somos.

En palabras de Fabián Burgos:

¡ARRIMADO A LOS ÁRBOLES DEL CEMENTERIO DE LA LIGUA ESPERANDO QUE
GERMINASE UN AROMO DESDE LA CALAVERA DE TEILLIER!”




 



 

Proyecto Patrimonio— Año 2014 
A Página Principal
| A Archivo Omar Pérez Santiago | A Archivo de Autores |

www.letras.s5.com: Página chilena al servicio de la cultura
dirigida por Luis Martinez Solorza.
e-mail: letras.s5.com@gmail.com
Esperando que germine un aromo desde la calavera de Teillier.
Por Omar Pérez Santiago
Presentación de Paralogismos de la Sombra sin Mundo de Fabián Burgos.
Los Perros Románticos, Junio, 2014.